Hablar de Oaxaca es contagiarte de su alegría y colorido, admirar su vestimenta y tradiciones, sobre todo, es saborear su cocina.

Es posible conocer la identidad de cada pueblo en su gastronomía, muchas veces con influencias de comunidades vecinas, de migrantes que llegaron a vivir ahí, sobre todo, son el testimonio vivo de su historia.

Una fusión de sabores que entremezcla culturas, saberes e ingredientes.

Tal es el caso de las cholenkas, un antojito típico de Pinotepa Nacional, que incluso se está volviendo emblemático del lugar.

Se trata de un platillo de reciente creación, poco más de 12 años, que se popularizó y se replica en todo el pueblo.

Si hablamos de sus raíces, tendríamos que remontarnos a la Revolución Mexicana. Juan Méndez vendía comida en un puesto en Ciudad Juárez. Mantenía la comida caliente en una tortilla gigante.

Al crecer la demanda, cruzaba el Río Grande en un burro para venderlo del otro lado. Lo bautizaron como “burrito”, se popularizó en Estados Unidos y fue la inspiración para crear las cholenkas.

Platicamos con su creador, Jesús Salinas, de Antojitos Julemi, en Pinotepa Nacional, “quería hacer un burrito en esa época, pero como la tortilla de harina se quemaba en el comal, decidí utilizar una tortilla de maíz”.

Utilizó para el relleno pollo, chorizo y quesillo, salsa y frijol, después, lo pasó por aceite en el comal para freírlo, “son ingredientes básicos que utilizo en las empanadas que vendo en el local”.

Su sabor fue un éxito, en poco tiempo, el antojito se replicó en todo el pueblo, “está muy rico, no sólo yo lo vendo, también mis hermanas en el mercado y casi todo Pinotepa”.

En poco rato se volvió típico del lugar, “me siento orgulloso en ese sentido, ahora es un platillo muy conocido en Pinotepa, todo mundo lo vende”. Nos contó que cholenka significa «que le falta algo», y en la costa oaxaqueña se refieren a «una persona que le falta algo».

Así nace este platillo, “un sabor especial, el pollo está delicioso, el chorizo y el quesillo, cuando se combina con la salsa, frijoles y lo pones a freír en el comal, la tortilla frita sabe mucho mejor, eso le da el sabor único que tiene la cholenka”.

Las originales cholenkas las encuentras en Antojitos Julemi, que se ubican en 22 y 24 Norte, Carretera Libramiento sin número, ahí también venden empanadas, picaditas y tostadas, abren todos los días, de lunes a sábado de 8 de la mañana a 10 de la noche, los domingos de 8 de la mañana a 9 de la noche.

Puedes comerlas ahí o pedir el servicio para llevar, Antojitos Julemi tiene 20 años en Pinotepa Nacional y 12 que se hicieron famosos por las cholenkas.

Si visitas Pinotepa Nacional no dejes de probar las cholenkas, cuando lo saborees sabrás por qué se volvió tan popular ¡Es delicioso!